Entrevistamos a Loreen, ganadora de Eurovisión 2012 y actual concursante de Melodifestivalen 2023 con su canción ‘Tattoo’

Este año formas parte de la preselección sueca con la canción ‘Tattoo’, ¿por qué es la canción que debería ganar el Melodifestivalen?

¡No lo sé! (rie). Es una pregunta que no podría responderte. Eso tendría que hacerlo alguien desde otra perspectiva. Yo pienso que es una buena canción, no sé si la que tiene que ganar, pero siento que es buena. La primera vez que la escuché, me enamoró completamente. Sentí lo mismo que cuando escuché ‘Euphoria’. Creo que el tema tiene dinámicas muy bonitas. Tiene fuerza y, a la par, es calmada. Es sensible, pero con garra.

En la semifinal, un espontáneo utilizó tu actuación para subir al escenario con una pancarta para concienciar del cambio climático. Cuando eso pasó, ¿cómo lo viviste?

Siendo sincera, yo también soy activista y le entendí. Intento luchar por los derechos de las personas todo lo que puedo. Sin embargo, en ese momento no pensaba que sería una protesta. Estaba convencida de que era un fan bailando de forma muy efusiva. Él estaba en su sitio y yo en el mío. Estaba muy metida en la actuación como para ser consciente de lo que estaba sucediendo.

En parte, empatizo mucho con él. Es necesario que se siga reivindicando sobre el cambio climático. Al final, son nuestro planeta y nuestras vidas las que están en juego. Estoy orgullosa de él y de su preocupación por las futuras generaciones, por la frustración que provoca no saber en qué mundo vivirán. Además, lo que hizo no es sencillo. Él subió allí sabiendo que mucha gente le iba a criticar y que, por supuesto, la gente de seguridad le iba a expulsar del evento. Hizo un papel complicado.

La puesta en escena es fundamental… 

Por supuesto. No se entendería el uno sin el otro. En general, lo que veis en la puesta en escena es un concepto tan simple como real. Es la representación de la naturaleza. El viento, la roca o el sol, absolutamente todo es naturaleza.

El año pasado fue Cornelia Jakobs la ganadora del pájaro cantor. ¿Qué te pareció su propuesta?

Ella es una cantante increíble. Adoro su voz rasgada. Es la demostración de que lo simple también puede triunfar. Me encantó verla descalza. Yo siento que se conecta más con la canción así.

Por otro lado, nosotros somos un medio cultural español. ¿Qué conexión tienes con España?

En primer lugar, tengo muchos familiares en España. Están repartidos por todo el territorio: Madrid, Barcelona, Málaga, Almería… Cuando era pequeña, cada verano volaba con mi familia a Marruecos y, cuando me aburría, me iba a casa de mi tía en Málaga o pasaba por Madrid. Toda la parte de mi madre habla español y la gran mayoría vive en España. Cada vez que voy, vuelvo con el corazón lleno. Siento una fiesta interior cuando estoy allí.

También, el año pasado conociste a Chanel en la PreParty de Ámsterdam. ¿Cómo fue coincidir con ella?

Fue increíble. Ella es muy amable y, sobre todo, es muy natural. Chanel es de esas personas que cuando las conoces te sorprendes de lo naturales que son. Ella es así. Es muy espontánea. Con Rosalía sentí lo mismo. Son, literalmente, diosas.

¿Eres una ‘Motomami’?

¡Por supuesto! (rie). Me encanta como mezcla la música con su cultura. Detrás de ella hay un fondo precioso. Ella no se vende. Su legado es el español y se mantiene firme en él, aunque, las corrientes americanas quieran arrastrarla.

Este año, Blanca Paloma será nuestra representante. ¿Has podido oír su canción ‘EAEA’?

Sí, la he escuchado. Tiene un ritmo gitano que me encanta. Es muy especial, incluso, muy espiritual. Además, ella tiene una imagen muy potente. La he visto varias veces cantando en un alfombra roja haciendo un movimiento con las manos. Es muy bonita. Junto a Rosalía o Chanel, ella da visibilidad al poder de las mujeres hispanas.

Blanca ha dicho alguna vez que es muy fan tuya…

Tengo demasiadas ganas de conocerla. De hecho, tengo ganas de ir a Liverpool para conocerla en persona.

Y hablando de Liverpool… ¿te visualizas allí?

Yo soy una persona muy espiritual. Si está escrito para mí, estaré allí y, si no está escrito para mí, también estaré allí (rie). Pase lo que pase, quiero estar allí, aunque sea chillando entre el público. ¡Es broma! Nunca sabes lo que pueda pasar, pero me encantaría. Quiero volver a sentir lo mismo que hace 11 años.

A lo largo de tu carrera has vivido muchísimas cosas reseñables, sin embargo, en la vida siempre aparecen nuevos sueños que van alimentando el motor de nuestra vida. ¿Cuál es el sueño de tu carrera?

Creo que mi sueño es hacer música y shows a lo largo del mundo, sin importar las barreras que existan entre los países. Siendo honesta, mi objetivo es dedicarme a esto durante toda mi vida. Simplemente eso.

Es un sueño muy bonito. Muchísimas gracias por haber compartido este rato con nosotros. Te deseamos muchísima suerte en el Melodifestivalen y, quién sabe, lo mismo también para Eurovisión. ¡Cruzamos los dedos!

¡Los cruzamos!

Previous post Marlena: «Con este disco buscamos cerrar un capítulo y abrir otro»
Next post Festival ROMPE: Amazon Music vuelve a apostar por los artistas emergentes españoles