Noruega, San Marino, Malta, Croacia, Polonia y Eslovenia ya tienen representantes para Turín. Además, en Suecia continúa el Melodifestivalen. ¡Un supersábado lleno de música y emoción!

A partir de febrero, las noches de sábado se vuelven más intensas para aquellos que somos seguidores del festival de Eurovisión. Los países empiezan a celebrar preselecciones para elegir a sus representantes y, hay semanas donde coinciden varias a la vez.

Ayer fue uno de esos ‘supersábados’ en los que no sabes que pantalla mirar. Eslovenia, Polonia, Malta, Noruega, San Marino y Croacia eligieron a sus representantes. Además, el Melodifestivalen (Suecia) continuó su camino con la tercera de las galas. Sin duda, fue una noche llena de emoción y música.

Noruega

En Noruega el misterio y la originalidad consiguió alzarse con la victoria del Melodi Grand Prix. Los Subwoolfer serán los encargados de suceder a Tix como representantes del país nórdico. Con su tema Give that wolf a banana consiguieron el apoyo del público y del jurado que los alzó como ganadores. El público internacional ya ha acogido la propuesta y las teorías sobre la identidad de los lobos no dejan de sucederse.

San Marino

La Serenísima República de San Marino eligió ayer a su representante a través del concurso Una Voce per San Marino. 18 actuaciones se sucedieron en una noche donde no faltaron caras conocidas: Senhit fue la presentadora del evento y Al Bano estuvo allí como artista invitado. Finalmente, la noche acabó con Achille Lauro como representante de San Marino con el tema Stripper. La española Cristina Ramos participó en la preselección, pero no logró entrar en el top 10 de la noche.

Malta

Después del éxito de Destiny en Róterdam, Malta decidió recuperar el MESC como método para seleccionar a su futuro representante en el festival de Eurovisión. Desde el principio, Aidan Cassar y su Ritmu se habían proclamado los favoritos del certamen, sin embargo, en la noche de ayer Emma Muscat consiguió alzarse con la victoria al hacer una actuación que no dejó a nadie indiferente. Público y jurado se unieron para llevarla al primer puesto. Out of sight será la canción que llevará el sonido de Malta a Turín.

Croacia

De nuevo, Croacia confió en el Dora para elegir al representante del país para Turín. La noche acabó con Mia Dimšic como ganadora con el tema Guilty Pleasure. La joven no se había postulado como una de las favoritas del certamen, pero logró sorprender en la noche de la música croata. Sin duda, uno de los objetivos de Croacia debe ser regresar a la gran final que el año pasado no pudieron alcanzar de la mano de Albina y su Tick-tock.

Polonia

Polonia es el ejemplo de un país que no logra destacar en Eurovisión, sin embargo, consigue captar toda la atención en la versión junior del festival. Después de la elección de anoche queda claro que el país quiere empezar a destacar en el festival. El cantante Ochman y su tema River serán los encargados de conseguir el mejor puesto posible en Turín. Sin duda, su elección ya presupone un cambio de estilo respecto a lo que Polonia nos tiene acostumbrados.

Eslovenia

En Eslovenia fue el grupo LPS (Last Pizza Slice) los que consiguieron la victoria y el pasaporte directo a Turín. Disko será la canción que lleve el sonido de este país a la ciudad italiana. El grupo obtuvo la máxima puntuación por parte del televoto y una segunda posición por parte del jurado en el EMA. LPS buscará colarse en la final de Eurovisión, algo que, Ana Soklič no pudo conseguir.

 

 

 

 

 

Previous post Els Amics De les Arts y su final de gira en Valencia
Next post Cruïlla 2022: cuatro días de sostenibilidad y arte